sábado, 14 de enero de 2012

LA MIRA Y LOS GALAYOS

La ascensión de la Mira desde la plataforma es larga, recorremos la cuerda principal de la sierra, la distancia de subida ronda los 9 kms.


Saliendo por el camino empedrado y antes de llegar al Prado de Las Pozas debemos de continuar remontando la garganta de Prado Puerto siguiendo unos hitos. Una vez de que llegamos a Prado Puerto deberemos girar a la izquierda, atravesar la garganta y empezar a subir por una despejada loma pasando junto a un refugio y adentrarnos en lo que en su día fue un espeso piornal que pasto de las llamas hoy intenta regenerarse. Una vez alcanzada la cuerda principal veremos nuestro objetivo fácilmente identificable pues es la elevación que nos tapa el horizonte hacia el este.


Iremos atravesando una serie de elevaciones, los Campanarios, Risco de Pelucas y las Molederas en un continuo sube-baja hasta que lleguemos a la amplia depresión de los Pelaos, con otro refugio en ruinas (supongo que de la misma época y con la misma finalidad que el del Rey). Subimos un fuerte repecho dejando la planicie de los Pelaos a nuestra izquierda y cuando creamos que ya hemos llegado nos daremos cuenta que la cima todavía se haya unos centenares de metros más adelante y unas decenas de metros más arriba. Su torreón donde se asienta el vértice geodésico es inconfundible y junto con el de la Serrota era usado a modo de telégrafo óptico.


En toda la travesía tenemos unas increíbles vistas de la vertiente sur de la sierra, la garganta Lóbrega con su forma en V de modelado fluvial a diferencia de las gargantas que se desprenden desde nuestros pies hacia el norte. Desde la cima las vistas hacia los Galayos son esplendidas, me descuelgo un poco más hacia el este dónde encuentro una atalaya desde donde aprecio más la verdadera dimensión de este conjunto de agujas y aristas que se elevan de forma tempestuosa y salvaje hacia el cielo en especial el magnífico Torreón, todo un emblema de la escalada en nuestro país.


Toda la travesía se realiza por un sendero perfectamente marcado con hitos. La escasez de nieve en esta s fechas significa la existencia de placas de hielo que me impiden progresar sin tener que quitarme y ponerme los crampones hasta tres veces, ya que durante la ruta se pasa en varias ocasiones de la vertiente meridional a la septentrional. Desde el Prado Puerto sólo me encuentro con 5 personas en todas las casi 6 horas durante las cuales voy caminando.


La vuelta la realizamos por el mismo camino esta vez con los picos del Circo como telón de fondo. Por la vertiente norte otro modo de ascender a la mira es desde el Km. 7 de la carretera de la Plataforma por la garganta de los Covacha hasta el puerto de peón o por la de los Conventos hasta los Pelaos. Y por el sur desde la plataforma del Nogal del Barranco hasta el refugio Victory a los pies del Torreón hasta alcanzar los Pelaos, siendo esta a pesar de no haberla realizado la manera más interesante de ascender a La Mira desde mi modesto entender, que con sus 2343 m se convierte en un privilegiado mirador de ambas vertientes de la sierra, así como de las Parameras y Serrota y el macizo Oriental de Gredos y las provincias de Toledo y Cáceres.

3 comentarios:

C. Elías dijo...

Buena actividad Isma!!
A pesar de la escasez de nieve, siempre es agradecida la visita a la Mira.
¡Menudas vistas!

¡Nos vemos en el monte!

Angel Garcia 'Lilloman' dijo...

Buena ruta, Isma.
Es una zona fantástica, a mí lo de llegar a la Mira y tener esa magnífica vista de Los Galayos... ¡me pone los pelos de punta!, je, je...
Poca nieve veo... ¡Vaya año más desastroso que llevamos! A ver si este anticiclón que tenemos como una boina sobre nuestra península desaparece y empiezan a penetrar las borrascas invernales... ¡Vaya ganas de pisar nieve en condiciones!
Gracias por compartir la experiencia.
Abrazos.

ISMAEL RUBIO RODRÍGUEZ dijo...

Cuando vienen años así...
Todavía nos queda invierno.
Nunca he subido a la Mira por el sur, pasar por debajo del Torreón tiene que impresionar...
Un abrazo compañeros